Sofía Segovia y El murmullo de las abejas

Durante el programa de su visita en la Universidad La Salle Noroeste el pasado jueves 28 de febrero, la reconocida novelista Sofía Segovia se reunió con el Café Literario La Salle, La Red Promotora de la Lectura en Cajeme y cerró con la presentación de su libro El murmullo de las abejas en el Auditorio Juan R. Bours. Este fue el primer evento cultural de la agenda de este semestre.

 

Su primera novela, Noche de huracán, fue publicada en el 2010 por CONARTE. El murmullo de las abejas es su segunda novela y fue publicada bajo el sello Lumen en el 2015 en México y Latinoamérica, así como en España y Estados Unidos. Con esta segunda obra, Segovia estuvo en las listas de las novelas más vendidas de México y del mundo hispano. Además, fue nombrada novela del año en iTunes.
Sofía, una de las mujeres más influyentes de México, habló de su pasión por contar “la historia que ya nos contaron” desde otra perspectiva. El Murmullo de las abejas presenta la Revolución Mexicana desde un punto de vista fresco y alternativo. Una historia enclavada en la región del noreste donde el lema “Tierra y libertad” no cobró el mismo significado que en otras partes del país, pues ahí no había problemas ni de tierra ni de libertad, en contraste con el sur donde se vivía una esclavitud no nombrada. Como una historia no se termina de contar hasta que se cuenta desde todos los puntos de vista, con su obra El murmullo de las abejas, la autora se concentró destacar el contraste entre el Norte y el Sur. Reflexionó con los asistentes sobre como en muchos momentos trascendentales de la historia, la literatura mexicana ha excluido la realidad del norte de México y como norteños frecuentemente no nos sentimos cobijados o identificados con las versiones que se nos presentan. 

Profundizó sobre cómo en el norte vivimos una invasión ideológica en la que la historia del sur permeó. Además, hizo hincapié en que el narcotráfico no es la única realidad que vivimos en México, sin embargo, es un tema que domina el mundo literario de nuestro país en la actualidad. Segovia motivó a los jóvenes mexicanos norteños a escribir sus historias y empezar a ocupar los espacios antes de que otros cuenten la historia por ellos.

“Hacen falta nuevos puntos de vista. Hay que descentralizar a este país, si no en la política, en la literatura y en la historia” –Sofía Segovia

Junto con otras dos autoras de la ciudad de México Segovia inició el movimiento “Tres y contando”, cuyo motor es la idea de que la literatura es el pasaporte más importante con el que cuenta la humanidad. Afirmando que la literatura borra fronteras de género y edad, de las razas y las físicas, fronteras de todo tipo, este movimiento promueve la literatura mexicana en Estados Unidos donde en la actualidad solo se cuenta una historia de México: una muy deshumanizante y limitada que nos encasilla a todos los mexicanos como criminales. Las tres autoras dan conferencias y visitan universidades compartiendo sobre sus libros que, aunque son muy distintas, contienen “el exilio” como punto de correlación. Será el 16 de abril de este año que la novela El murmullo de las abejas se publicará en inglés en Estados Unidos y al día de hoy se ha leído en español en muchos países del mundo.

 

“Para escribir primero hay que leer. Lean para comprender el mundo mejor y comprender al que es diferente, lean para que este mundo sea mejor. Lean porque el que lee ya no deja que le cuenten cualquier cosa.” –Sofía Segovia

 

Comunicóloga de profesión, en el proceso de definir su estilo de expresión como escritora, Segovia descubrió que en este país los periodistas mueren y ella no estaba dispuesta a morir por una idea. Habló con admiración de aquellos que arriesgan la vida con tal de narrar una verdad tal como la descubrieron y también sobre su decisión por perseguir una carrera como novelista. Sin embargo, en el proceso de concebir sus obras literarias, su beta periodística se mezcla con la beta novelista a través de un proceso orgánico de investigación y descubrimiento que la han llevado a consultar los archivos históricos de las ciudades y a escuchar las anécdotas de boca de los personajes que fueron protagonistas y vivieron en carne propia la historia del norte hace ya algunas décadas. 

“Oriunda de Monterrey, mi novela no está narrada desde el punto de vista izquierdista, porque el Norte nunca ha sido izquierdista.” –Sofía Segovia